Problemas del sangrado de encías

Problemas del sangrado de encías

Unas encías sangrantes es síntoma de que algo no va bien en su boca. Aunque el sangrado sea de forma espontánea, es signo de que su boca está desarrollando una enfermedad periodontal o gingivitis. El sangrado de las encías debe ponernos en alerta de que algo no funciona bien, por tanto, lo más recomendable es acudir al dentista o lo antes posible.

Unas encías sanas no sangran, son de color rosa pálido, firmes y su perfil es estriado, mientras que unas encías enfermas son de color rojo oscuro, son sensibles y suaves y sangran con facilidad.

La principal causa del sangrado de encías es la mala higiene bucal, puesto que se forma placa bacteriana sobre los dientes y esto provoca una inflamación de las encías. Otras causas habituales son el tabaquismo, la diabetes o cambios hormonales durante el embarazo.

Etapas de la enfermedad de las encías:

Gingivitis: es la primera etapa de esta enfermedad, provocada por la acumulación de placa bacteriana, que al no ser eliminada con una buena higiene dental produce una irritación en el tejido gingival, lo que causa la gingivitis. Los síntomas más comunes son el sangrado durante el cepillado o uso de hilo dental.

En esta primera etapa el problema puede solucionarse de un modo más rápido, puesto que los dientes aún no se han visto afectados.

Periodontitis: en esta segunda etapa, los huesos y fibras que sostienen los dientes sufren daños que no se pueden revertir. Un tratamiento dental adecuado y una mejor higiene bucal en casa ayuda a que los problemas no se agraven.

Periodontitis avanzada: es la etapa final de la enfermedad y la más grave, debido a que las fibras y el hueso que sostiene los dientes se destruyen, provocando que los dientes se muevan, se desplacen o se aflojen. Si no se detecta a tiempo y no se sigue el tratamiento adecuado es posible que se tengan que extraer los dientes.

Cómo saber si tengo un problema en las encías

Esta enfermedad puede aparecer en cualquier etapa de la vida, pero es más común cuando se es adulto. Como se ha mencionado en las etapas, si se detecta a tiempo es posible revertirla, pero en las etapas finales el problema es muy grave y se pueden perder algunos dientes.

Los principales síntomas ante los que nos podemos encontrar son:

- Las encías se han enrojecido, inflamado o están muy sensibles.

- Al cepillar los dientes aparece el sangrado.

- Los dientes parecen más largos porque las encías han retrocedido.

- Aparecen cambios en el modo en el que se muerde.

- Puede aparecer pus entre los dientes y encías.

- Constante mal aliento o mal sabor de boca.

 

Si aparece algún síntoma de este tipo en su boca, no dude en acudir al dentista, ya que el único remedio ante estos síntomas es una limpieza profesional llevada a cabo por un dentista para eliminar la acumulación de placa bacteriana. Además, puede darse el caso de que no sólo necesite una limpieza bucal, sino que necesite un procedimiento más complejo.

Por tanto, en Clínica Tornel contamos con los mejores especialistas para eliminar este problema y estamos comprometidos con ayudarle a mantener una óptima salud bucal. No dude en ponerse en contacto con nosotros para acudir a nuestra clínica dental en Murcia con los mejores dentistas y solucionar su grave problema de encías.

 

El equipo de profesionales de Clínica Dental Tornel